Las empresas destinaron el año pasado 412,29 euros por trabajador a indemnizaciones por despido

Las empresas destinaron el año pasado 412,29 euros por trabajador a indemnizaciones por despido frente a los 104,34 euros que dedicaron a formación profesional, lo que supone casi cuatro veces más, según recoge la Encuesta Anual de Coste Laboral publicada por el INE. El coste laboral neto por trabajador se situó en 30.541,28 euros al cierre de 2010, un 0,5% más que el año anterior, según Estadística. Este aumento es mucho más moderado que el registrado en 2009, del 3,5%.